Foroinnovagro reafirmó la urgencia de acercar el conocimiento a los pequeños agricultores

By 3 septiembre, 2015Nacional, Noticias

Santiago, 03 de septiembre de 2015.- Una gestión de la innovación centrada en los territorios, la participación activa de los agricultores, fortalecer las redes, transitar progresivamente desde unidades productivas a cadenas de valor o clusters, y potenciar los circuitos cortos acercando al productor con el consumidor final, fueron las principales conclusiones que dejó el II Foro de Innovación Agraria, Foroinnovagro 2015, organizado por el Ministerio de Agricultura a través de la Fundación para la Innovación Agraria (FIA), con apoyo de revista Capital.

Con una asistencia que superó las 300 personas –entre técnicos, profesionales y estudiantes del sector– la actividad tuvo como foco potenciar los procesos de gestión de innovación en el sector agroalimentario por medio del intercambio de información, conocimientos y cooperación técnica.

En la inauguración del evento el ministro de Agricultura, Carlos Furche, analizó el panorama de la innovación en Chile y su inserción en los procesos productivos del mundo rural, en especial entre los pequeños productores.

Al respecto, el secretario de Estado señaló que la innovación “es la palanca fundamental para ganar productividad, competitividad y para aprovechar las oportunidades que Chile tiene como productor de alimentos. Necesitamos agregar valor a lo que producimos, y la manera fundamental de hacerlo es a través del desarrollo tecnológico”, planteó.

Por su parte, el director ejecutivo de FIA, Héctor Echeverría, comentó que el Foroinnovagro –que se realiza por segundo año consecutivo– busca acercar el conocimiento a técnicos y profesionales y a través de ellos transmitirlo de forma rápida a los productores. “En América Latina, cerca del 80% de los agricultores no tienen asesoría técnica ni mucho menos hacen innovación. Si a estos productores los incorporamos a redes de innovación podrían producir tres o cuatro veces más e insertarse a las cadenas de valor mejorando sustancialmente su calidad de vida”.

El director de FIA subrayó la necesidad de una mayor coordinación entre los actores involucrados, que facilite el acceso a los desarrollos y conocimientos provenientes de las instituciones que realizan investigación en ciencia y tecnología, para potenciar las capacidades y las prácticas culturales derivadas del proceso productivo en los diferentes eslabones de la cadena de valor.

“La gestión de las redes es fundamental. Por eso hoy el gran desafío es avanzar en aspectos como mejorar los ciclos de transferencia, aprovechar el conocimiento y desarrollos científicos disponibles, establecer una mejor articulación entre la demanda de los productores, la investigación, el sector académico y los extensionistas, fortaleciendo los sistemas nacionales de innovación agroalimentarios”.

En la misma línea, el investigador de la Universidad de Sussex del Reino Unido, Matías Ramírez, expuso su investigación sobre teoría de redes para diagnosticar patrones de inclusión. “Las redes son fundamentales para levantar demandas y otorgarles voz y vinculación a los productores. Pero debemos comprender que las redes así como tienen múltiples beneficios también tienen costos, y si no somos capaces de asimilar y gestionar adecuadamente estas variables, su funcionamiento se verá seriamente amenazado”.

En opinión del presidente de la Red, el mexicano Mauricio Lastra, una de las grandes conclusiones que dejó Foroinnovagro 2015 fue la necesidad de realizar un abordaje territorial en materia de innovación agraria. “Durante mucho años se plantearon soluciones nacionales para un mismo problema, obviando las particularidades de cada territorio. Hoy en cambio tenemos claridad que cada territorio requiere un enfoque diferente y específico”, sostuvo.

Por último, Lastra enfatizó en la necesidad de potenciar los mercados locales y los denominados “circuitos cortos”, donde el productor puede prescindir de intermediarios y establecer una relación directa con el consumidor final. “Está bien exportar, pero no debemos olvidarnos del comercio a escala humana, que es tan importante como los grandes mercados mundiales y conlleva múltiples beneficios, tanto para agricultores como para los consumidores”.

Visiones compartidas

Realizado en el marco del V Encuentro Internacional de la Red Innovagro, este año el Foro se desarrolló bajo la premisa de ir “en la búsqueda de una mayor vinculación entre investigación y transferencia en los sistemas de innovación agroalimentarios”.

Además del ministro Furche y el director de FIA Héctor Echeverría, participaron del evento el director del Instituto de Desarrollo Agropecuario (INDAP), Octavio Sotomayor; el director nacional del Instituto de Investigación Agropecuaria (INIA), Julio Kalazich; y expertos internacionales provenientes de Brasil, Nicaragua, España y Reino Unido, quienes se reunieron en el Hotel Intercontinental de Santiago para compartir sus experiencias.

La conferencia principal del foro abordó los retos de la innovación y transferencia tecnológica en el desarrollo del sector en América Latina, mientras que el panel posterior se enfocó en compartir las experiencias en sistemas de innovación agrícola. En tanto, los talleres abordaron temáticas como “Innovación y territorio”, “Innovación inclusiva” y “Evaluación del impacto de programas de transferencia tecnológica”.

En opinión de la secretaria ejecutiva de la Red Innovagro, Leticia Deschamps, en el foro quedó de manifiesto la importancia de fortalecer los sistemas de extensión, toda vez que facilitan la apropiación del conocimiento por parte de los agricultores, la cual se traduce en innovación. “Concordamos en que la gran tarea pendiente es lograr un óptimo sistema de vinculación entre las instituciones que generan el conocimiento y los productores, con una participación activa de estos últimos, de modo que los investigadores desarrollen su actividad en función de sus demandas y problemáticas, avanzando gradualmente de la investigación básica a la investigación aplicada”.

Para el director de Cooperación Internacional de IICA, Salvador Fernández, el reto principal es elevar la productividad agrícola, lo que implica una serie de desafíos que se relacionan con la adecuada utilización del recurso hídrico, buscando maneras de producir más alimentos usando menos agua. “También es importante conservar la base de recursos naturales y genéticos para las futuras generaciones, alcanzando nuestras metas productivas sin erosionarlos”.

En la ruta de la innovación

También en el marco del V Encuentro de la Red Innovagro, se está desarrollando la “Ruta Innovagro”, actividad organizada por FIA que incluye visitas a predios y empresas que dan cuenta de experiencias exitosas en materia de innovación en el sector agrícola.

Ayer miércoles los integrantes de la Red Innovagro –provenientes de diversos puntos de América Latina– se trasladaron hasta la Región de O’Higgins donde visitaron el centro de investigación INIA Rayentué, la cooperativa Coopeumo y Viña Montes.  Para hoy en tanto, la jornada contemplaba las visitas a un proyecto de mejora en productividad de ganado caprino con pequeños productores, y al “Programa de buenas prácticas agrícolas con hortaliceros”, ambos en la Región Metropolitana.

¿Qué es la Red Innovagro?

La Red de Gestión de la Innovación en el Sector Agroalimentario se constituyó formalmente en 2011, iniciando así una serie de acciones que buscan potenciar los procesos de gestión de innovación en el sector agroalimentario a través del intercambio de conocimientos, información, cooperación técnica y experiencias, aprovechando sinergias y complementariedades entre los países miembros. Estos son Argentina, Bolivia, Brasil, Chile, Colombia, Costa Rica, El Salvador, Holanda, España, Guatemala, Israel, México, Nicaragua, Perú, República Dominicana, y Uruguay.