Invernadero permitirá producir hortalizas frescas fuera de temporada

By 15 octubre, 2014Aysén, Noticias

Reducir la estacionalidad de la producción de hortalizas regionales mediante el diseño, construcción y validación de un prototipo de invernadero calefaccionado para producir hortalizas en época fría, fue el objetivo de una iniciativa ejecutada por la Sociedad Comercial Agrícola, Ganadera y Forestal El Palenque Ltda, con el apoyo de la Fundación para la Innovación Agraria (FIA) del Ministerio de Agricultura.

Los resultados de la iniciativa – que contó con recursos del Fondo de Innovación para la Competitividad Regional (FIC-R) de Aysén– se presentaron en un día de campo desarrollado en Lago Frío, Coyhaique, donde se busca abastecer el mercado local con hortalizas de hojas frescas fuera de temporada.

El Seremi de Agricultura, Horacio Velásquez, indicó que “para nosotros como Ministerio es de suma relevancia apoyar iniciativas que ayuden a optimizar la rentabilidad productiva de los predios, de manera de mejorar la calidad de vida de las familias de los sectores rurales. Igualmente, este proyecto contribuye a evitar la estacionalidad, de manera que usando esta tecnología podemos contar con hortalizas frescas durante el invierno”.

Por su parte, Ricardo Riquelme, productor de hortalizas, manifestó que “para nosotros esto ha sido un enorme aporte, ya que con la implementación de este invernadero hemos podido vender hortalizas en un periodo impensado con los invernaderos corrientes, lo que permite contar con un ingreso que antes no teníamos”.

El invernadero construido se diseñó para soportar los fuertes vientos de la región y pesos de nieve ocasionales de hasta 1 metro y se implementó un sistema de calefacción de suelo radiante con agua caliente a 30 cm bajo el cultivo, para hortalizas de baja altura, mediante una caldera combustión lenta a leña.

En las primeras plantaciones la caldera tuvo un consumo de 0,013 m3/hr de leña, para producir 12.500 Kcal/horas necesarias para contar con una temperatura invernal mínima promedio de 8,6 °C al interior del invernadero, permitiendo el normal desarrollo de los cultivos hortícolas.

Además se pudo determinar que el cilantro se demoró 68 días desde la siembra hasta la cosecha, durante el invierno, lo que extiende de manera rentable la temporada productiva a todo el año. De hecho las utilidades netas de esta hortaliza, considerando los costos fijos y variables, incluyendo la calefacción, alcanzaron a $1.780.000 , en los 200 m2 utilizables del invernadero.

“Esta iniciativa es de suma importancia para Aysén ya que se apunta a contribuir con el rompimiento de la estacionalidad de la oferta de hortalizas regionales, que se limita al periodo comprendido entre finales de septiembre y abril, con una rentabilidad interesante, que lo hace altamente replicable por otras fuentes de financiamiento, como INDAP”, indicó el ejecutivo de innovación de FIA, Fernando Arancibia.