Iniciativas apoyadas por FIA buscan mejorar eficiencia productiva del tomate

By 2 enero, 2015Maule, Metropolitana, Noticias

Ambas iniciativas fueron desarrolladas con apoyo de la Fundación para la Innovación Agraria (FIA), en la primera se realizó un seminario en el que se dieron a conocer los resultados del proyecto que llevó a cabo la empresa de innovación y desarrollo LDM Proyectos Tecnológicos, con colaboración del grupo de investigación GIPSA de la Universidad Técnica Federico Santa María.

Este proyecto consistió en mejorar la eficiencia productiva de los tomates de invernadero, mediante el desarrollo de la tecnología optoelectrónica, desarrollada y validada en Chile, poniendo la electrónica al servicio de la agronomía, entregando soluciones aplicadas y libres de químicos, esto con el objetivo de mejorar la producción de tomates y prevenir el desarrollo del patógeno Pseudomonas syringae, manipulando las respuestas adaptativas de esta especie de planta, modificando los factores ambientales a los que son más sensibles, como la iluminación.

El Sistema Optoelectrónico LDM, entrega energía determinada mediante emisores de luz controlados electrónicamente por medio de circuitos impresos, diseñados y programados bajo la referencia de los parámetros investigados para la función de control fitosanitario, crecimiento o un mix de ambos.

Según explicó el coordinador del proyecto, José Ignacio Rojas, “Dentro de los amplios beneficios que otorga la tecnología, cabe destacar el apoyo a un efectivo control fitosanitario, prevención y efecto curativo contra hongos, bacterias, disminución en el uso de químicos, aumento productivo, incremento en altura y diámetro de tronco de los plantines y acrecentamiento en la producción de antioxidantes, los cuales se transfieren al fruto”.

Además se logró controlar el patógeno Pseudomonas syringae, que es una bacteria cuarentenaria que puede generar pérdidas entre el 40% y el 100% de la producción, evitando el ataque de la enfermedad mediante el uso del sistema de iluminación optoelectrónica, reduciendo la incidencia y severidad de la enfermedad a un 4% o menor de pérdida

Otro de los resultados positivos de la iniciativa, se relaciona con el adecuado uso de la optoelectrónica, que afecta de forma positiva en las tasas de crecimiento en altura y en el diámetro de las plantas, demostrando que mejora la absorción de nutrientes en variedades de tomate Luciana y Tacora, además del aumento en el contenido de antioxidantes en las hojas.

“La relevancia de esta tecnología es que además de ser un buen sistema para la prevención de enfermedades, es posible de replicar en otras especies, ya sea en frutales menores y otras hortalizas. Se ha probado en arándanos con buenos resultados, demostrando su efectividad para la prevención”, concluyó el ejecutivo de innovación agraria, Tomas García Huidobro.

Control de plagas y protección de la salud humana

Para el segundo proyecto, “Control semiautomatizado de plagas y enfermedades en invernaderos de tomate para la reducción de plaguicidas y protección de la salud humana”, se realizó un día de campo en Unihue, Región del Maule, en el que se dio a conocer el funcionamiento del sistema de aplicación de plaguicidas.

Esta iniciativa, que es ejecutada por el INIA en asociación a productores de tomates de Colín y apoyada por FIA, consiste en el desarrollo, implementación y validación de un sistema de aplicación segura y efectiva de plaguicidas en invernaderos de tomate, sin la intervención humana en su interior, mejorando la efectividad de las aplicaciones.

Para tal efecto, se reemplazó el sistema tradicional de aplicaciones con pulverizadores de mochila, que expone a los trabajadores a la nube tóxica mientras realizan la aplicaciones; por una máquina que inyecta el producto desde afuera de las naves, a través de un sistema de tuberías y aspersores, instalados en el interior del invernadero, aplicando los plaguicidas disueltos en agua, además de una aplicación mediante aire comprimido, que ayuda a sostener la presión dentro del sistema.

“Una de las potencialidades de esta iniciativa es la transferencia tecnológica, que será abierta a todos los productores, asesores técnicos y profesionales del país de manera que llegue a todos aquellos actores que permitan y faciliten la utilización del sistema”, explicó el encargado de FIA en la Región del Maule, Robert Giovanetti.

Los beneficiados por el pulverizador hidráulico serán los productores de cultivos hortícolas en invernaderos de Colín, que actualmente en el sector llegan a los 200, esperando atender con la iniciativa a 100 de ellos.

  • Oficina Región Metropolitana
    Santiago
    Loreley 1582, La Reina (Ver mapa)
    Teléfono: +562 2431 3000
    Oficinas Regionales
    Ovalle
    Miguel Aguirre 335, oficina 201 (Ver mapa)
    Teléfono: +562 2433 3155

    Talca
    3 Norte 980 (Ver mapa)
    Teléfono: +562 2433 3157

    Chillán
    Claudio Arrau 738, 2° piso (Ver mapa)
    Teléfono: +562 2433 3154

    Temuco
    Lynch N° 107 (Ver mapa)
    Teléfono: +562 2433 3156